Conchita: «La tristeza de la Vía Láctea es lo más bonito que he escuchado en años»

LEWIN

Aunque nació en Buenos Aires, Andrés Lewin pasó la mayor parte de su vida en Madrid. Desde el minuto uno y hasta su último aliento, la música lo ha acompañado y ha formado parte de él. Sus canciones, que empezaron sonando en pequeñas salas, eran el mejor reflejo de su persona. Este 2016, estaba preparado para presentar su nuevo disco, «La tristeza de la Vía Láctea», pero de manera inesperada, el joven cantautor bonaerense fallecía, dejando su trabajo a un paso de ser publicado. Por ese motivo, sus amigos se han comprometido a mostrar el 16 de marzo en la Sala Galileo, la ópera prima del argentino, justo como el propio Lewin tenía programado.

Junto a artistas como Luis Ramiro, Marwan, Pablo Cebrián o María Valverde, entre otros, la cantante Conchita interpretará los temas que componen «La tristeza de la Vía Láctea». De hecho, en esta ocasión, ha sido ella quien ha querido recordar a Lewin.

Pregunta. ¿Cómo y dónde conociste a Lewin, qué te unió a él?

Conchita. Conocí a Lewin hace más de diez años. Tocábamos en Libertad 8, en el búho real. Creo que me lo presentó Luis Ramiro en un concierto. En esa época pasaba mucho tiempo junto a Marwan, Luis Ramiro o Lewin. Todos hemos seguido nuestro camino, pero siempre hemos seguido viéndonos y compartiendo nuestra música.

P. ¿Cómo era, qué lo definía, como persona y como artista?

C. Lewin era una persona completamente imprevisible, es imposible recordarle sin reírte, le pasaban cosas increíbles todo el rato. Era divertido, muy divertido, porque no reaccionaba nunca como cualquier otra persona reaccionaría. Cada mensaje, cada llamada suya, cada mail era especial. Y así son sus canciones también, que cuentan historias increíbles pero las cuenta tan bien, que parece que estuviste allí con él. Recuerdo que me convenció hace muchos años para que le fuera a ver a Libertad 8, me dijo que fuera sola, que disfrutara de ver un concierto yo sola. La verdad es que nunca lo había hecho y fui. Recuerdo que me reí muchísimo, y también lloré. Cuenta las cosas de una manera muy especial, eso me encanta de él, cada vez que me cantaba un tema me transportaba a otro universo, donde sólo llego con él. Y la verdad es que es increíble.

P. La tristeza de la Vía Láctea, considerada la ópera prima de Lewin. Pero, ¿tú cómo la describirías?, ¿en sus temas hay «tristeza» o algo que nos evoque al título del disco?

C. «La tristeza de la Vía Láctea» es lo más bonito que he escuchado sin duda en muchos, muchos años, no porque se haya ido Lewin, ni mucho menos. Se lo dije una y otra vez, los temas son buenísimos, las letras van más allá de lo que es escribir bien. Consigue que te metas dentro de la canción, dentro de la historia. Consigue que estés ahí con él, en una fiesta loca de animales, enamorándote en Tel Aviv, haciendo con él el camino de Santiago. En cuanto al nombre del disco, viene por la canción de Halley, en cuanto la escuches, lo entenderás.

Lewin_homenaje

P. ¿Cómo se deja ver la personalidad de Lewin en este trabajo?

C. En todo. El disco es Lewin, lo hizo de la mano de Pablo Cebrián. Discutían cada parte, cada acorde, cada todo. No hay nada donde no esté Lewin en este disco, y es lo que lo hace especial. Pablo ha sabido expresar perfectamente lo que es Lewin, pasaron muchas horas juntos los dos encerrados en el estudio. Lewin estaba feliz con el resultado, le dieron mil vueltas, era justo como él quería que fuera.

P. Recordabas que cuando empezasteis en el mundo de la música, pegabais carteles en los buses, y él se preguntaba hasta dónde llegarían vuestras caras. ¿Hasta dónde llegaron?

C. Eso nunca lo sabremos.

P. ¿Cómo ha sido sacar adelante este proyecto póstumo y evitar que quedara escondido en un cajón?

C. Que se quedara en un cajón nunca fue una opción. Cuando Lewin se fue, el disco estaba terminado a falta de mezclar. Nunca se nos habría ocurrido dejarlo en un cajón. Es un disco precioso, y lo que hemos hecho, entre todos, es sacarlo tal y como él quería. Intentaremos que su música llegue lo más lejos posible, estoy segura de que a la gente le va a encantar.

P. ¿Qué supone para ti, como artista y como amiga de Lewin, interpretar sus canciones en Galileo?

C. Me da muchísima pena no poder verlo ese día desde el otro lado. No poder estar sentada y verle cantar. Lo haremos lo mejor que podamos e intentaremos que sea un día de celebración, celebraremos la salida de su disco como él hubiese querido e intentaremos que la gente se quede feliz, que conozcan su música para que hablen de ella y la compartan. Todos los que vamos a estar sobre el escenario ese día somos amigos suyos, gente que ha compartido con él muchas cosas, y sobre todo gente que le quería y le quiere mucho. Así que haremos todo lo posible para que sea una noche increíble y sentirle con nosotros.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Microcuentos

Microcuentos a partir de tres palabras por Andrea Landa Ferrer

Pocas Luces

Un viaje corto, una vuelta manzana.

Marta Villar

Relatos autoficcionados

El mundo de Gatsby

"Maldigo a todos esos locos que quieren gobernar la vida sin las palabras del poeta y sin las manos del artista."

Elocuencia Etérea

Blog de una periodista.

Escritura y música

En este espacio se encuentra una infinita interacción entre versos y canciones

Letras & Poesía

Literatura Independiente

Alex Martínez Web

Toda la información sobre la trayectoria profesional del actor

venerandum

"Abstraerse del momento por el simple hecho de recordarlo."

Mi vida en Tokio Blues

Una carta un 30 de septiembre, un mes de enero sangrando y un anillo para decir 'te quiero'

A %d blogueros les gusta esto: